Generic placeholder image
Generic placeholder image

Bases programáticas de la Coalición Colombia

El Partido Alianza Verde, el Polo Democrático Alternativo y Compromiso Ciudadano presentan las bases programáticas que reflejan nuestro acuerdo sobre las transformaciones que nos proponemos lograr para Colombia.

Hace 3 meses

Introducción

El Partido Alianza Verde, el Polo Democrático Alternativo y Compromiso Ciudadano presentan las bases programáticas que reflejan nuestro acuerdo sobre las transformaciones que nos proponemos lograr para Colombia.

Nuestro esfuerzo de construir consensos desde la diferencia expresa el sentido de la democracia y responde a la necesidad de ofrecer caminos de progreso al país desde el pluralismo de la sociedad. La diversidad de enfoques es la riqueza de la unión de estas tres fuerzas.

La indignación creciente y generalizada por el círculo de corrupción, clientelismo e impunidad que ha hundido a las instituciones colombianas en una profunda crisis de legitimidad hace necesaria y urgente esta coalición que rompe con las prácticas perversas en el ejercicio de la política y con la polarización de la sociedad.

Este proyecto político tiene presente que el desafío de transformar la sociedad colombiana solo es alcanzable con esfuerzos sostenidos de largo plazo, por lo cual estamos empeñados en asumir compromisos que trascienden las próximas elecciones y el siguiente período de gobierno.

La Coalición Colombia encarna una alternativa independiente con soluciones a los problemas sociales, ambientales y económicos del país que consolide la paz, el progreso y la justicia. Colombia está urgida de nuevas visiones y nuevos protagonistas, agotada de los mismos con las mismas.

Resumen

Nuestro punto de partida es la lucha contra la corrupción y el clientelismo. La nueva página de las oportunidades solamente será posible enfrentando de forma decidida la corrupción, el clientelismo y la cultura de la ilegalidad. Nuestro sello será la transparencia, el cumplimiento de las reglas de juego, la honestidad y la constante rendición de cuentas a la ciudadanía.

La esperanza se escribe con la E de Educación. El camino de las oportunidades empieza con la educación como derecho y no como privilegio de unos pocos, base de la transformación social y fundamental para desarrollar el potencial de las personas. Nos concentraremos en que todos los niños y niñas sean amados y deseados y en reducir el embarazo en la adolescencia. Nuestra coalición se compromete a poner en primer lugar a la niñez y a la juventud. Trabajaremos por una educación de vanguardia con las nuevas herramientas tecnológicas, por superar el déficit financiero y avanzar en la consolidación de la jornada única y de una educación superior de calidad al alcance de todos los jóvenes del país. Maestros, maestras y la comunidad educativa serán tenidos en cuenta y tratados dignamente. Se convertirán en los protagonistas de esta nueva página.

La vida digna empieza con el derecho fundamental a la salud

Ante la crisis, reconocemos la necesidad de llevar a cabo una reforma integral que garantice el derecho fundamental a la salud para toda la población. El desgaste y las múltiples fallas del sistema actual, la corrupción, los malos hábitos de vida y la llegada de nuevas tecnologías hacen necesario un proceso de reforma participativo e incluyente. Recuperaremos el rol central del Estado en la salud pública, la promoción de hábitos saludables y la prevención de la enfermedad. La red pública hospitalaria jugará un papel esencial en la atención a las familias colombianas. El derecho a la salud siempre debe estar por encima del lucro y la corrupción.

Una política social y de empleo que genere oportunidades

Reducir la pobreza y la desigualdad exige programas sociales, subsidios del Gobierno Nacional y un Estado que ofrezca bienes públicos de calidad en la Colombia rural y urbana para abrir las puertas de las oportunidades. La creación de empleo formal de calidad, además de ser un objetivo prioritario, será resultado de una estrategia de desarrollo que apueste por impulsar las capacidades de las personas y del aparato productivo. El primer renglón de esfuerzos se centrará en los jóvenes y las mujeres, los más excluidos del mercado laboral y con menores salarios. Los procesos de formación y entrenamiento, con el SENA como protagonista, apoyarán su inserción al mercado laboral. Nuestro gobierno defenderá los derechos de los trabajadores y gobernará con políticas en contra de la discriminación. Haremos valer el reconocimiento y goce efectivo de los derechos de las mujeres, los indígenas, los afros, los ciudadanos LGTBI y todas las poblaciones en condición de vulnerabilidad.

Defenderemos los derechos de las mujeres

Concebimos el desarrollo de las mujeres como un prioridad de la Coalición Colombia. Con el fin de desplegar en forma decidida el potencial de la mujer en la sociedad, nuestro esfuerzo estará enfocado en la protección efectiva de sus derechos a través de la institucionalización y transversalización de las políticas.

Compromiso con la biodiversidad y los recursos naturales

La preservación de nuestro entorno natural, la defensa del agua, el crecimiento verde y el fomento de la educación ambiental serán los ejes de nuestra política. De manera decidida trabajaremos por ser ejemplo en la protección de la biodiversidad y la conservación de los ecosistemas. Vamos a priorizar todas las acciones necesarias para cumplir con los compromisos adquiridos en materia de cambio climático. Los proyectos con impacto ambiental serán concertados respetando el medio ambiente. Instauraremos una moratoria en la explotación de yacimientos no convencionales (Fracking), en virtud del principio de precaución.

Economía próspera y equitativa

Nuestra estrategia de desarrollo económico se basa en las capacidades de las personas y en la fortaleza de los territorios. Tendrá como objetivo asegurar incrementos en la productividad que convertiremos en equidad social y crecimiento económico sostenible. La educación, la ciencia, la tecnología, la innovación, el fortalecimiento del comercio, la industrialización, el desarrollo agropecuario, el emprendimiento y la cultura serán los ejes de la modernización de nuestro aparato productivo. Abordaremos la discusión tributaria de forma transparente, pública, sin negociaciones a puerta cerrada. Buscaremos una mayor progresividad en la estructura impositiva. Propondremos un desmonte general de beneficios tributarios y sólo en casos claramente sustentados aceptaremos mantenerlos. Haremos de la ciencia y la tecnología una política de Estado mediante planes de largo plazo concertados con la comunidad científica, los sectores sociales y productivos, que permitan alcanzar la meta de un 1% del PIB en inversión pública y privada en la materia.

Agro moderno dinamizador de la economía

No sólo nos enfocaremos en la producción, sino en toda la cadena de transformación y distribución del potencial productivo del campo. De la mano de campesinos y empresarios promoveremos una producción agrícola nacional que responda a la demanda interna de alimentos y materias primas y que cuente con las herramientas necesarias para que las regiones apartadas se inserten al mercado nacional y el país en su conjunto al mercado internacional. Nos concentraremos en la provisión de bienes públicos de calidad que fomenten el desarrollo de las comunidades y el aumento de los ingresos de los hogares rurales más pobres.

Infraestructura moderna, hábitat digno y servicios públicos de calidad

Nuestra política de infraestructura se desarrollará según las vocaciones de los territorios. La culminación de los proyectos no será una apuesta de gobierno sino una política de Estado. Impulsaremos la conexión vial del campo colombiano, el desarrollo de un sistema integrado y multimodal y la puesta en marcha de modos alternativos de transporte, saludables y sostenibles con la protección del ambiente y con una estrategia de crecimiento verde.

Cultura y turismo, motores del desarrollo

La cultura y el turismo son dimensiones fundamentales para la transformación del país. La cultura es necesaria para la construcción de una sociedad dignificada, con voces propias, creadora, capaz de renovar la diversidad y de cohesionar la sociedad. Comprendemos la responsabilidad de la política cultural en la democratización del acceso a bienes y servicios culturales y en el ejercicio de la democracia cultural. Concebimos el turismo como un proyecto estratégico nacional con un gran abanico de posibilidades y oportunidades de desarrollo social y económico de los territorios, el cual necesita el apoyo decisivo del Estado. El deporte será componente básico de programas escolares y de las políticas de salud y convivencia.

Justicia y seguridad en toda Colombia

El país debe continuar los esfuerzos para mejorar la seguridad con estricto respeto por los derechos humanos y sin reducir el presupuesto. La seguridad rural será prioritaria. Enfrentaremos el crimen organizado, fortaleceremos las políticas de seguridad urbana, consolidaremos comandos conjuntos, tendremos una política fronteriza seria y promoveremos la cultura ciudadana de legalidad. Creemos en una justicia eficaz, independiente, transparente, accesible y cercana al ciudadano. Trabajaremos por una administración de justicia pronta, efectiva y de calidad.

Colombia integrada con el mundo

En nuestras relaciones internacionales impulsaremos una inserción positiva del país en el sistema internacional. Defenderemos con seriedad nuestra soberanía en los diversos litigios que enfrenta el país, partiendo de un diálogo franco y transparente con la opinión pública y con el compromiso de respetar la legalidad internacional. Apoyaremos la acción de las instancias internacionales en la defensa y promoción de los derechos humanos en el continente, privilegiando la solución pacífica y concertada de controversias. La política exterior se fundamentará en la defensa de la soberanía de las naciones, el respeto por la autodeterminación de los pueblos y su voluntad de vivir en democracia.

Reconciliación

Por convicción esta coalición asume el compromiso de consolidar la paz territorial y defender e implementar los Acuerdos de Paz suscritos y otros que se puedan lograr, siguiendo el marco normativo vigente y las disposiciones de la Corte Constitucional. Construiremos ciudadanía, Estado y mercado en los territorios más afectados por el conflicto y la pobreza. El programa de cultura ciudadana para la convivencia será la base para orientar los comportamientos hacia la reconciliación y la solución pacífica de los conflictos.

Para ver los acuerdos programáticos completos ver el siguiente documento desde la sección Acuerdos programáticos